Entrevista

Selección sub-18: Joseph MacPherson, de Moyobamba a Escocia

Joseph MacPherson selección sub-18 entrenamiento

Juega en Escocia con el Aberdeen Football Club. Es limeño y sus padres son peruanos. Tiene contrato profesional y su objetivo es ganarse un lugar en la selección sub-18 de Perú. La historia de este defensor de 17 años que se declara seguidor de Alberto Rodríguez y que desea ver a ambos países en Rusia 2018.

Por Renzo Pucce

Luego de tres años, Joseph MacPherson vuelve a Lima. En 10 años viviendo en Escocia, solo regresó en tres oportunidades. Quizás, esta vez, su estadía en la capital sea la más memorable de todas por lo pronto. Del lunes 25 de septiembre al martes 9 de octubre, el defensor del Aberdeen Football Club está convocado por la Unidad Técnica de Menores al decimosexto microciclo de entrenamientos de la selección peruana sub-18, en lo que representa su primera convocatoria a un seleccionado juvenil peruano. En esta lista de 27 jugadores, solo MacPherson y Alessandro Milesi (Brescia II) proceden de clubes del exterior.

Pero hay un condimento que hace su llamado mucho más especial. El seleccionado sub-18 que dirige Daniel Ahmed sirve de sparring de la selección mayor para los partidos de la última doble fecha de Eliminatorias al Mundial de Rusia 2018 ante Argentina (05/10) y Colombia (10/10). De modo que, durante estas dos semanas de trabajo, MacPherson será testigo del ambiente y la expectativa que se viven en el país por la posibilidad de clasificar a una Copa del Mundo después de más 30 años. Qué mejor regalo le da el fútbol a un chico que abandonó su país natal cuando era niño.

“Va a ser un momento de orgullo para mí y mi familia. Tengo muchas ganas de ver la atmósfera en Lima cuando juegue Perú. Imagino que será fantástica”, comenta con ilusión MacPherson de 17 años.

De Moyobamba a Aberdeen

Joseph Duncan MacPherson Alvarado nació el 04 de septiembre de 2000 en Lima. Su mamá, Martha Alvarado de MacPherson, es de Saposoa (Huallaga, San Martín) y su papá, David MacPherson, es limeño. Antes de cumplir un año, el menor de tres hermanos se mudó a la región de San Martín porque su padre era pastor de la Iglesia Evangélica Presbiteriana de Moyobamba. La ciudad de la selva peruana albergó su pasión por el fútbol y el tenis de mesa, así como sus primeros años de educación en el colegio cristiano Annie Soper, hasta que partió con su familia a Aberdeen, Escocia. Con él, se fueron sus memorias.

“Recuerdo jugar fútbol con mis hermanos mayores, comer salchipapa e ir al mercado los fines de semanas para desayunar. Me gustaba lo relajado que era vivir allí. Podías tomar un mototaxi para ir a cualquier parte. Fue un gran lugar para vivir “, valora.

2 de mayo del 2016. Joseph MacPherson su corpulencia sobre su rival para cubrir el balón. Jugó 57 minutos cumpliendo funciones de lateral derecho en el empate 1-1 entre Aberdeen y Celtic, por la Liga de Desarrollo (sub-20). / Aberdeen Football Club

2 de mayo de 2016. Joseph MacPherson impone su corpulencia sobre su rival para cubrir el balón. Jugó 57 minutos de lateral derecho en el empate 1-1 entre Aberdeen y Celtic, por la Liga de Desarrollo (sub-20). / Aberdeen Football Club

Aberdeen, la tercera ciudad escocesa más populosa, se convirtió en la nueva residencia de la familia MacPherson Alvarado. En ese entonces, Joseph MacPherson tenía 7 años. A pesar de que sus abuelos paternos son escoceses, no estaba muy familiarizado con el inglés. Pero a la hora de jugar fútbol en su nueva escuela, Cults Academy, el lenguaje era universal.

A los 9 años, MacPherson se unió al equipo que dirigía el papá de un amigo suyo de la escuela. De este modo, pasó a formar parte de Paul Lawrie Foundation, una fundación creada en 2001 para promover el golf en los niños antes de aventurar en el fútbol. Paul Lawrie Foundation le sirvió de vitrina durante un torneo formativo al ser observado por representantes del Aberdeen Football Club, de la Primera División de Escocia. Luego de 6 semanas de prueba, se incorporó al club oficialmente en 2012 para continuar con su formación.

Desde pequeño, MacPherson quiso ser futbolista profesional. Su camino hacia este objetivo comenzó en la Youth Academy de Aberdeen. Consciente de ello, cumplió con los deberes desde que llegó. Y no solo eso, sino además, la evolución de su talento hizo que le gane la carrera al tiempo. Para priorizar su carrera deportiva, dejó el colegio. Completó los cuatro años obligatorios del nivel secundario que establece el sistema educativo de Escocia, donde la mayoría de alumnos decide estudiar hasta el sexto año para entrar a la universidad. “Podría realizar otros estudios. Ya no continuaría el colegio”, explica el jugador de doble nacionalidad peruana y escocesa.

A inicios de 2016, fue uno de los cinco juveniles promovidos al equipo sub-20 para la temporada 2016-2017 de la Liga de Desarrollo (Development League). Un logro que alcanzó con 15 años en mérito a sus destacadas participaciones con la categoría sub-17. A dos meses de cumplir 16 calendarios, el club de la Scottish Premier Football League le ofreció su primer contrato profesional, una situación común en un país cuyos futbolistas pueden recibir una remuneración antes de la mayoría de edad.

“Mejor central que lateral. Es muy bueno en el juego aéreo ofensivo y defensivo. Entero en la parte atlética. Usa bien el cuerpo para proteger la pelota cuando lo presionan. También sabe con los pies, sale jugando. Quizás por eso, también es lateral”

Victor Zaferson, periodista y scout.

Su progreso no pasó desapercibido por el comando técnico de la selección escocesa sub-16 que lo incluyó en la lista de 21 convocados para disputar el Torneo de Desarrollo Sub-16 de la UEFA del 9 al 13 de marzo de 2016 en Stara Pazova, Serbia. En este torneo preparatorio, causó una buena impresión en el entrenador Scot Gemmill que lo citó para los partidos de la fase clasificatoria del Europeo Sub-17 en Portugal (septiembre de 2016). MacPherson alcanzó a jugar en las victorias por 1-0 ante Gales (18/09) y Portugal (21/09).


Resumen de la campaña de Escocia en el Torneo de Desarrollo Sub-16 de la UEFA, donde Joseph MacPherson tuvo participación como lateral derecho con el dorsal 16. / YouTube: Scotland National Team

Joseph MacPherson en Aberdeen

“Cada mañana, me levanto a las 7 y me alisto para ir al entrenamiento. Voy al gimnasio y luego salgo a comer con mis compañeros de equipo o simplemente voy a casa para descansar y relajarme. Me aseguro de estar listo para los siguientes días de práctica”, afirma.

MacPherson disfruta vivir en Aberdeen, conocida como La Ciudad de Granito y considerada el lugar más feliz de Escocia en un estudio elaborado por la firma internacional de consultoría, PwC (PricewhaterhouseCoopers), en 2012. Si uno ingresa al sitio web oficial de VisitScotland, organización del turismo nacional escocés, va a encontrar una guía para conocer la variedad de atracciones que tiene esta ciudad. Sin embargo, MacPherson tiene su propia definición. “Es una ciudad bastante pequeña. Hay playas. Suele hacer un poco de frío. Las personas son sociables y a todos les gusta salir a comer o a divertirse”, describe. En su caso, disfruta comer pollo en Nando’s y jugar snooker, una modalidad del billar, en Riley’s.

Selección Sub-18 de Perú y el sueño de Rusia 2018

Casi un año después de representar a Escocia en una competencia internacional, Joe MacPherson asume su primer compromiso con Perú a nivel de selecciones juveniles. Todo surgió a partir de que su padre decidiera contactarse este año con el área de Scouting Internacional de la Federación Peruana de Fútbol tras enterarse del anuncio a través del cual la Unidad Técnica de Menores recluta jugadores nacidos entre 1999 y 2005 que compiten en el exterior. Luego de mandar el material audiovisual de los partidos de su hijo, le informaron al señor MacPherson que querían observarlo en Lima. Sin embargo, esta posibilidad iba a demorar. “El problema era que no podía venir en cualquier fecha porque tengo contrato con Aberdeen”, cuenta MacPherson con un español casi prolijo. Finalmente, las gestiones de la FPF con su club y la coyuntura del periodo FIFA ayudaron a que su convocatoria a la selección peruana sub-18 se materialice.

portada-web_busqueda-de-talento

Este es el anuncio publicado en el sitio web de la Federación Peruana de Fútbol que conecta al talento peruano desplegado en el mundo con la Unidad Técnica de Menores. / FPF

A lo largo de este periodo de entrenamientos, MacPherson y los otros juveniles convocados van a coincidir con los trabajos de la selección mayor. De ser elegido por Daniel Ahmed, puede participar de la práctica del equipo de Ricardo Gareca como sparring. Si se produce esa oportunidad, está preparado para marcar a los atacantes nacionales como Paolo Guerrero. “(Guerrero) Es un gran jugador. Trataré de dar lo mejor de mí. Solo puedo aprender de la experiencia”, señala.  Además de resaltar la figura del capitán de Perú, suelta elogios para un defensor de 33 años que habla poco y juega mucho: Alberto Rodríguez.

“Soy un gran seguidor de Alberto Rodríguez porque juega en mi puesto y tuvo una gran carrera en Europa (Sporting Braga, Sporting de Lisboa, Río Ave). Es muy inteligente en la manera en que defiende”, reconoce MacPherson.

19 de enero del 2016. MacPherson protege el balón de su rival. Entró al minuto 29 del segundo tiempo para ubicarse como defensor central. En aquel partido, el equipo sub-20 de Aberdeen empató 2-2 ante St Johnstone. / Aberdeen Football Club

19 de enero de 2016. MacPherson protege el balón de su rival. Entró al minuto 29 del segundo tiempo para ubicarse como defensor central. En aquel partido, el equipo sub-20 de Aberdeen empató 2-2 ante St Johnstone. / Aberdeen Football Club

A pesar de la distancia, MacPherson ha estado al tanto de la actualidad del Perú y especialmente de la selección nacional. Basándose en videos e información de internet, guarda una opinión acerca del momento que vive el equipo de Ricardo Gareca en el presente proceso eliminatorio. “Comparado con el pasado, el equipo maneja mejor los partidos. Vi partidos de visita en los que ha estado adelante y luce como un equipo correcto. Eso se debe al entrenador”, destaca. De las siete victorias conseguidas en estas Eliminatorias, revela que el 4-1 y el 2-1 ante Paraguay y Ecuador respectivamente fueron los triunfos que más celebró. Ahora, estando en Lima, tiene la chance de ver el próximo 10 de octubre a su país clasificar a Rusia 2018. “Ese momento será increíble y espero que suceda”, proyecta.

Hibs U20S 4 Aberdeen U20S MacPherson

13 de octubre de 2015. MacPherson ya sumaba minutos en el equipo sub-20 de los Dons -como se le conoce a Aberdeen-. Metió un pase entre líneas para el primer gol en la derrota 4-2 ante Hibernian. / AFC

Mientras que Perú se encuentra en zona de clasificación directa al Mundial, previo al inicio de la fecha 17 de las Eliminatorias Sudamericanas, Escocia se ubica cuarto en el grupo F de la fase preliminar de la UEFA a un punto de la zona de repechaje que ocupa Eslovaquia con 15 unidades momentáneamente. Para alguien que se identifica con las tres bandas verticales de nuestra bandera blanquirroja y el Saltire (el aspa blanca en fondo azul de la bandera de Escocia conocida también como la ‘Cruz de San Andrés’), sería un sueño cumplido que peruanos y escoceses estén en la máxima cita de selecciones.

“Me encantaría que Perú y Escocia clasifiquen a la Copa del Mundo”, anhela.

MacPherson aún no decide por el país que representará a nivel de mayores. Son miles de futbolistas en el mundo que caen en esta disyuntiva por la mezcla de sus orígenes. Claro, algunos lo tienen más claro. A otros les cuesta más. Son diversos factores que involucra la decisión final. En el caso de MacPherson, su corazón está dividido. Por ahora, su presente dice que pertenece al seleccionado sub-18 de Perú y está mentalizado en destacar para seguir siendo considerado en convocatorias futuras. “Quiero entrenar bien con la sub-18. Es mi objetivo”, asegura.

Ya sea por el fútbol, la selección peruana, la comida peruana (su favorita) que prepara su mamá, las reuniones en su casa con la comunidad peruana por Fiestas Patrias, algún distintivo de nuestro patrimonio cultural como el pisco que el Consulado General del Perú en Londres le regaló a su familia en una ocasión, o su origen de por sí; Joseph MacPherson comparte con el Perú más que una nacionalidad.

Texto: Renzo Pucce / Foto principal: Martín Fonseca

 

 

 

 

SUBIR